Sabado,21 de Julio de 2018
Imagen de Mis favoritos
Imagen del Mapa del sitio
Imagen de contacto
Icono del RSS

El flujo turístico a la Mezquita-Catedral crece tres veces más que el de Córdoba

03 de Febrero de 2018
ABC Córdoba ImagenLa Mezquita-Catedral no parece conocer límites. Ni en su análisis artístico, siempre vivo. Ni en su historia soterrada, siempre floreciente. Ni en su atractivo turístico. El año pasado, más de 1,9 millones de personas pasearon por sus naves, arcadas y espacios de culto católico. Un nuevo récord, y van ocho años seguidos de subidas históricas en la constatable sensación de que es uno de los monumentos de moda en España. El Cabildo Catedral hizo públicos ayer los datos globales de visitas a los tres espacio abiertos para los turistas: el monumento y templo, la torre campanario y el recorrido nocturno («El alma de Córdoba»). Pdr el primero de ellos se contabilizaron 1.908.957 visitantes, lo que representa 90.324 más que el año 2016 (un 5 por ciento en valores relativos). En el caso de la torrecampanario, un atractivo más con pocos años de funcionamiento, el número de personas que ascendieron hasta el punto más alto de Córdoba alcanzó los 78.609, un 27 por ciento más que un año antes (70.345). Finalmente, la cuidada visita nocturna, con un tope de 80 personas por cada pase, cerró el ejercicio con 31.823 turistas (un 6,25 por ciento de crecimiento). Los datos en su conjunto vuelven a ser históricos. Desde 2009, el últinio año en que se produjo un decremento de las visitas, el flujo ha sido ascendente. Pero es más, una comparación directa con el comportamiento del turismo en la ciudad aún ofrece una perspectiva más significativa del potencial de este monumento declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1984 y realzado a Bien Excepcional Universal en 2014 por el mismo organismo. En los últimos cinco años computados, el número de turistas que han recalado en la Mezquita-Catedral ha crecido tres veces má que aquellos que lo han hecho en Córdoba capital. Tomando los datos oficiales difundidos cada año por la propiedad de la Mezquita y cotejándolos con los ofrecidos por el INE en su Encuesta de Ocupación Hotelera —hay que matizar que los primeros son registros totales y los segundos provienen de un sondeo—, las cifras no dejan lugar a dudas. Entre 2012 y 2017, el principal monumento de la ciudad ganó 600.000 visitantes. Partía en el peor año de la crisis de 1.308.896 turistas y cerró el pasado ejercicio con 1.908.957. Esto es, casi un 50 por ciento más de visitas en apenas un lustro. Justo el periodo temporal que coincide con la agudizada polémica de la titularidad del conjunto monumental propiciada por fuerzas políticas como PSOE, IU y Podemos o administraciones como la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Córdoba. Frente a estos datos, los de Córdoba capital. Según el INE, en ese mismo periodo de tiempo, la ciudad ganó 198.000 turistas, pasando de 813.857 en 2012 a 1.012.580 del pasado mes de diciembre. Bien es verdad que coinciden los ocho años consecutivos de mejoría, pero es sensiblemente inferio a la del monumento, estando en el mismo lugar. Cabe preguntarse, pues, ¿qué falla para que decenas de miles de turistas no se han contabilizados en el conjunto de Córdoba...? A ello hay que unir el estancamiento de la estancia media de los turistas: en Córdoba en una horquilla que apenas varía de 1,50 a 1,60 días de paso, situando a la capital en los últimos puestos de permanencia de entre las ciudades más turísticas.
Catedral Cordoba

Patrocinadores

Patrocinadores

W3C W3C W3C Ayuntamiento de Córdoba Capital Europea de la Cultura 2016 Turismo de Córdoba